Cuidado de personas mayores. Conflictos con nuestro familiar

Cuidado de personas mayores: conflictos con nuestro familiar

¿Qué hacer si nuestra madre no acepta al personal interno y hace todo lo posible por llamar la atención? ¿Necesitamos un profesional en el cuidado de personas mayores que nos ayude a tratar con nuestro padre?

La edad, acompañada de otros muchos complejos y problemas, puede crear distancia entre padres e hijos. Puede que nuestra madre se haya vuelto muy irascible e irritable al verse, con los años, necesitada de una ayuda domiciliaria para poder llevar a cabo el día a día. En normal: perder ciertas capacidades imprescindibles para vivir con autonomía no es plato de buen gusto para nadie. Sin embargo, hay personas que lo llevan mejor que otras. En este caso, imaginemos que nuestro padre está enfadado con el mundo y no quiere saber nada sobre personas que se encarguen del cuidado de personas mayores. Es aquí donde llegan los problemas y los enfrentamientos entre padres e hijos, padres y personal interno, personal interno e hijos…

Nuestra madre se queja del personal interno: ¿a quién creemos?

Puede que nuestra madre se queje de la actitud del personal interno: “no llega a la hora”, “no me habla bien”, “me pide muchos adelantos”… La primera vez, creemos a nuestra madre y acudimos donde la persona interna a pedir explicaciones. Sin embargo, con el tiempo, nos damos cuenta de que nuestra madre está haciendo todo lo posible por crear conflictos y empieza a inventarse historias que puedan hacernos despedir al cuidador: “mis amigas me dicen que le pagamos mucho”, “trabaja muy pocas horas para lo que cobra”… Así, hablamos con la agencia de selección de personal interno, profesionales con experiencia en estos casos, y nos comunica las posibles razones de nuestra situación, muy común en personas mayores que rechazan cualquier ayuda y son reacias a convivir con cuidadores.

Intermediación entre padres e hijos con Domukea

Hablamos con nuestra madre, hacemos todo lo posible por que entienda que recibir una ayuda domiciliaria es normal en su situación, y que nuestro personal interno cobra y trabaja lo estipulado por la ley. Sin embargo, no hace más que intentar enfrentarnos con el cuidador, con la agencia de selección e incluso con el resto de la familia (pareja, hijos, hermanos…). Es entonces cuando necesitamos que alguien, profesional en el cuidado de personas mayores, pueda echarnos una mano. Así, con Domukea, nuestros problemas podrían acabar gracias a la intermediación de personas especializadas en estos casos, que saben tratar con los ancianos y también con el personal interno, con el fin de terminar con estos conflictos que pueden afectar a la relación familiar.

Cuidado de personas mayores en Vizcaya: en Bilbao y Getxo

En Domukea, empresa dedicada al cuidado de personas mayores en Bilbao y Getxo (Vizcaya), te ofrecemos lo que necesitas: un servicio doméstico adecuado a tus necesidades, acompañado, si lo necesitas, de un servicio de asistencia domiciliaria para que tus seres queridos estén siempre en buenas manos.

Boton de contacto de Domukea

Con una ayuda te hacemos la vida más fácil. Domukea

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *