Alquiler de grúas como apoyo en la ayuda domiciliaria
Ayudas técnicas / ortopedia

Alquiler de grúas como apoyo en la ayuda domiciliaria

13-05-2015Diego

¿Cuida a una persona mayor y necesita una grúa para realizar transferencias de la cama a la silla de ruedas?

Cuando las fuerzas menguan, o simplemente, ante un hecho fortuito, puede ocurrir que a los cuidadores se les caiga al suelo la persona mayor que tienen a su cargo. El esfuerzo titánico e incomodo que supone levantar a una persona desde el suelo resulta, para todo aquel que lo ha intentado, un momento estresante y difícil de superar.

Servicio de alquiler de ayudas técnicas para periodos cortos de convalecencia: camas, grúas y sillas de ruedas.

Las grúas pasivas son una ayuda técnica que permite a los cuidadores realizar transferencias a personas mayores con movilidad reducida con poco esfuerzo. Su diseño de ancho regulable del chasis hace posible maniobrar la grúa alrededor de obstáculos, como debajo de la cama, o acercarla sin problemas a sillas, sillas de ruedas, etc., al tiempo de limitar al mínimo el uso de espacio.

Posibilidad de alquiler de grúa con opción a compra en Bilbao

Es importante observar que las grúas permiten realizar transferencias de forma más segura y cómoda para las personas dependientes y con menos esfuerzo para el trabajador que las transferencias hechas de forma manual.

Evidentemente, la seguridad está ligada a la talla y la estatura de la persona dependiente. Es importante, por lo tanto, en el alquiler de una grúa domiciliaria, elegir el modelo que se adapte adecuadamente, al peso y estatura del usuario. Algunas permiten levantar al usuario desde el suelo, pero tienen límites de carga máxima que oscila entre los 130 y los 150Kg.

Se deberá tener en cuenta las dimensiones de la grúa, las puertas y las habitaciones en las que se pretende utilizar

El uso de grúas domiciliarias es aconsejable bien cuando las trasferencias se tienen que realizar muchas veces a lo largo del día, para que no suponga un gran desgaste para el cuidador. Las grúas son seguras y cómodas, disminuyen la posibilidad de caída del usuario, evitan adoptar malas posturas al ser trasladado y reducen considerablemente el riesgo de lesiones de espalda en los trabajadores.

En definitiva, para cualquier transferencia o movilización que implique un levantamiento se recomienda el uso de una grúa

Además, el arnés que arropa a la persona aplica las fuerzas de manera uniforme. Por el contrario en las transferencias a mano, estas fuerzas son mucho mayores y pueden producir incomodidad y dolor.

Si necesitas alquilar una grúa temporalmente y no quieres invertir en la compra no dudes en consultar con los profesionales de Domukea.

Con una llamada te hacemos la vida más fácil. Domukea